Empanadillas de Atún y Berenjena al Horno

Esta receta lleváis pidiéndola toda la semana desde que visteis en IG Stories el Picnic de Invierno de la semana pasada. Aquí os la dejo es sencilla, fácil, resultona y super apetecible. Así que ya sabes guárdatela que luego no sabes donde la pusiste.

Ingredientes. -

1 paquete de Obleas de Empanadillas Buitoni

1 bote de Salsa de tomate casera (para la receta pincha aquí)

1 Berenjena

½ Cebolla

1 lata de Atún al natural (160grs)

1 cucharadita de Tomate concentrado Mutti

1 lata de Aceitunas negras en rodajas (110grs)

1 Huevo para pincelar

Semillas de amapola

Sésamo blanco

Aceite de Oliva Virgen Extra.

 



Preparación.-

Pelamos y cortamos la berenjena en cuadraditos y ponemos en un escurridor y le añadimos sal. Dejamos reposar por lo menos una hora para que pierda el amargor.

En una sartén cubrimos el fondo con Aceite de Oliva Virgen Extra, solo cubrimos el fondo, para que no se quede el relleno grasiento. Picamos la cebolla en brunoise, es decir en cuadraditos pequeñitos y lo pochamos en la sartén hasta que esté transparente. A continuación, incorporamos la berenjena y cocinamos hasta que esté tierna. Mientras se cocina la berenjena abrimos las latas de atún y de aceitunas y las escurrimos. Cuando ya esté cocinada la berenjena añadimos el atún bien desmigado, damos unas vueltas e incorporamos el concentrado de tomate, un par de vueltas y añadimos la salsa de tomate casera y las aceitunas negras.

Cocinamos a fuego lento durante 20 min procurando que no se pegue y dejamos enfriar completamente.

Precalentamos el horno a 180ºC mientras procedemos al relleno de las obleas. Extendemos en una superficie plana las obleas de empanadillas y con cuidado las rellenamos muy repletas. Cerramos con cuidado y sellamos los bordes con ayuda de un tenedor. Pincelamos con un huevo las empanadillas cerradas y las decoramos con semillas de amapola y sésamo blanco y al horno a 180º C entre 12-15 min, hasta que estén doradas. Sacamos y dejamos enfriar en una rejilla. Las comeremos templadas o frías.

Esta receta es ideal para un picnic de invierno, para un picoteo con amigos, añades unas tablas con humus y quesos y tienes una cena deliciosa. ¿Te atreves?


0 comentarios:

Publicar un comentario