Dulce de Membrillo Casero

Aquí llegamos con otra receta familiar, esta receta es típica en cualquier lugar de España y creo que tiene pocas variaciones, aunque si alguien sabe cómo hacerlo de diferente manera o con más ingredientes no tiene más que decirlo.
El Dulce de Membrillo es una de las cosas que menos me gusta por no decir que nada, os voy a contar una anécdota: “Cuando era pequeña mi niñera por orden de mi madre nos hacia bocadillos de Membrillo para merendar, esos bocadillos eran una de las cosas que más odiaba y lo que hacía era tirarlos cuando estaba en la calle y no me veían o si estaba en casa esconderlos detrás de los tiestos de la Terraza. Pero con tan mala suerte que cuando tenía 6 años mis padres decidieron cambiarse de casa y cuando se hizo la mudanza mi niñera encontró los bocadillos escondidos. No sabéis la bronca que me cayo, fue morrocotuda, pero aun así no consiguieron que me gustara el membrillo”.
Un amigo este otoño me regalo frutos de membrillo y yo pensé se los doy a mi madre, pero a Rodrigo le encanta y entonces mi madre muy contenta dijo el Domingo que hace frió lo preparamos, fue una tarde maravillosa y aprendí hacerlo pero tengo que reconocer que lo probé después de 20 años sin comerlo y tengo que confesar… que sigue sin gustarme. Así que aquí os dejo la receta del Dulce del membrillo para todo aquel que le guste comerlo.


Ingredientes.-

-       250 grs. de Carne de Membrillo, limpia y bien madura.
-       250 grs. de Azúcar blanquilla (un poco escaso).
-       50 ml. De Agua.

Preparación.-

Se pelan los frutos de Membrillo y se les quitan todos los puntos negros que tengan y las semillas. Se pican en trozos finos y pequeños.
Se pone en una cazuela (preferiblemente de Acero Inoxidable) la carne del membrillo, el Azúcar y el agua y se tapa hasta que rompa a hervir.
Cuando rompa a Hervir, se pone a fuego suave con la tapadera quitada durante 10 o 15 min., mas tarde se puede tapar a ratos y bajar un poco más el fuego. Aproximadamente dos horas después, cuando el Membrillo este bien rojo y blando, se pasa con la batidora bien, para que quede muy fino y se pone en moldes de Aluminio o en una fuente honda de cristal.

Truco.-

Si lo ponéis en una fuente honda de cristal luego se puede hacer trozos y guardar en tuppers herméticos.

Receta de Maribel Garrosa

3 comentarios:

maria --decorecetas-- dijo...

como puedes no tener comentarios en esta receta todavía?? me parece una delicia! además, se nota el mimo que le has puesto y me encanta!!!

Ana Martín dijo...

Me chifla el membrillo, aunque nunca lo he hecho casero :P

Besos
[Olé Mis Recetas]

Sussi Aracuina dijo...

No hay como el membrillo casero!!